martes, 21 de octubre de 2014

El Médico no me deja hacer Deporte

Existe una tendencia a pensar, que el ejercicio físico se puede realizar en todos los casos, y que sus efectos beneficiosos están siempre equilibrados con los efectos negativos. 

De hecho, la prescripción médica de ejercicio físico, es usual hoy día en las consultas de atención primaria, como vía para reducir los factores de riesgo cardiovascular como la obesidad, la hipertensión arterial, etc. Pero también existe una prescripción totalmente opuesta: la de "no realizar un determinado ejercicio físico". 

Ninguna de las dos, son bien vistas por el paciente. De hecho, solemos saltarnos estas recomendaciones, a menos que supongan una necesidad vital.

#RunningFacts que a veces no son tan acertados como parecen
Pues bien, es necesario entender, que existen una serie de patologías y de motivos justificados, por los cuales nuestro médico de atención primaria nos puede "recomendar y/o prohibir" la realización de una determinada actividad.

En esta entrada, os pondré tres ejemplos característicos para que se entienda el por qué un sanitario, llega al punto de restringir a una persona realizar deporte:

EL CORREDOR CARDIÓPATA: 

Una persona que sufra de patología cardíaca y que tenga su corazón en un estado delicado. A dicha persona, no se le va a recomendar "estarse quieta", pero tampoco se le puede permitir que realice actividades que requieran un esfuerzo cardiovascular moderado (como correr).

Hay sanitarios, que contraindican realizar carreras de duración prolongada. Y lo hacen con un buen motivo. Pruebas como la maratón, por muy lentas que se corran, someten al organismo a un estado anormal y traumático que afecta a la mayoría de sistemas.

Por muy lento que corra un paciente que sufra una cardiopatía, el cuerpo (a lo largo de los kilómetros) tendrá una serie de necesidades. El corazón deberá bombear sangre, cada vez más deprisa y conforme pase el tiempo, con más dificultad. (Un buen motivo).

Imagen de: www.otraformadecorrer.com
El médico no te dirá que estés quieto. Pero te pedirá que cambies el correr por caminar. El correr maratones, por pequeñas carreras. Y sobre todo, velará por tu salud y por tu calidad de vida, algo mucho más importante que terminar una maratón.

Correr es bueno, e incluso mejora nuestro sistema cardíaco. Pero hay veces que debemos realizar una actividad de menor intensidad, o que no podemos enfrentarnos a retos demasiado exigentes. Al menos, no a corto plazo.

EL CORREDOR INCONFORMISTA: 

Un colega del gimnasio, te cuenta que su médico le ha diagnosticado "fascitis plantar" y que le ha pedido que repose durante un par de semanas. También le ha "recomendado" dejar de correr durante un mes.

Este mismo paciente, te lo encuentras más tarde corriendo en la cinta a un ritmo más bajito del que acostumbra, o preguntando en redes sociales "qué opinan los corredores" respecto a esta lesión y si puede correr. O también te lo encuentras, leyendo revistas sobre running donde hablan de esta lesión, su tratamiento, remedios caseros, etc. Y directamente, no van ni al médico.

Tras un par de respuestas de "personas especializadas", sigue corriendo con molestias, porque le han dicho que si va poco a poco, no pasa nada. Un par de meses más tarde, vuelve a ir al médico para que le digan que la fascitis ha empeorado y que puede que se haya cronificado de por vida. Un caso típico y verídico.

Imagen de: www.cronicanorte.es

EL CORREDOR DE ÉLITE MACHACADO: 

Atleta de élite que sufre lesiones de repetición en el tendón de Aquiles. Ya se ha sometido a varias operaciones y está a punto de competir en el mundial de atletismo. 

Se opera y trata de rehabilitar el tendón lo antes posible. Sufre dolor todos los días, tiene una lesión de por vida, y aún así...sigue corriendo porque es su trabajo.

Estoy seguro que os suena el caso. Este caso es típico no sólo entre la élite, sino también en el mundillo popular. ¿Pensáis que el médico de este paciente, no le ha recomendado en varias ocasiones que se retire? ¿O que descanse?

Probablemente, una lesión de este tipo, no sólo suponga un dolor de por vida, sino una calidad de la misma pésima, gracias a realizar un esfuerzo más allá de lo médicamente recomendable. Cualquier sanitario con dos dedos de frente, le habrá dicho a esta persona que descanse, que cure bien la lesión (cuando todavía era posible) y que no corriese. ¿Se debe seguir corriendo entonces, pese a lo que haya dicho el médico?

Imagen de: http://www.abc.es/deportes/

Con esta entrada, sólo quiero informaros de que el ejercicio físico es beneficioso para la salud en la mayoría de los casos. Pero que también existe una contraindicación médica justificada, para realizar actividades como el running.

Correr, es un ejercicio que a muchas personas las tiene "enganchadas", teniendo que realizar deporte a toda costa, sin reparar en las recomendaciones de sus médicos. 

Por ello, antes de pedir una segunda opinión o de atender a las "experiencias" de personal no cualificado (por muy veteranos deportistas que sean), recuerda atender a tu médico de cabecera y preguntarle por los motivos para prohibirte realizar un determinado deporte.

Que un médico no sea runner, no le quita el dejar de ser médico. 

Tuit broma (espero) de: @runerenfurecido

Teniendo en cuenta, que esta entrada puede ser bastante controvertida, os pediría que la compartáis con el máximo de gente posible y que dejéis un comentario con vuestra opinión. 

¿Puede un médico prohibirte correr? ¿Solemos atender a las recomendaciones de nuestro médicos en el ámbito deportivo? ¿Conocéis u os suenan alguno de estos tres ejemplos? Qué tenéis más en cuenta, ¿la opinión de un médico o un profesional sanitario, o las respuestas/opiniones que os den por redes sociales?.

4 comentarios:

  1. Estoy muy de acuerdo con lo que has dicho, aunque creo que te falta puntualizar algo. Al margen de la incultura general que pueda haber por parte de los corredores, sí que es cierto que hay médicos que recomiendan dejar de hacer deporte, pero sin pararse a realizar un diagnóstico del paciente. Es decir, a alguien le duele una rodilla, pero no le dicen el por qué y lo único que recomiendan es el cese de la actividad.
    Luego van a otro médico, este sí especializado, y le recomienda que si realiza una serie de ejercicios o estiramientos dichos dolores desaparecerían. El que directamente no encuentre a ese segundo médico se queda con la copla de que no tienen ni idea ;)
    ¡Un abrazo tío y buena reflexión! ¡Siempre hay que hacer caso a los que saben de un tema!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esta mal generalizar. Por supuesto, te podrás encontrar médicos que no te expliquen ni papa y médicos que, aunque te decepcionen, pero te explicarán de forma justificada la restricción deportiva que te están prescribiendo. Por norma general, es difícil que un médico prohiba a alguien hacer deporte, y cuando lo hacen, suelen explicar los motivos que le llevan a ellos. Para el colectivo médico, el deporte es una de nuestras mejores armas para preservar la salud...no la retiramos así como así xD.

      Muchas gracias por tu opinión y tu comentario Ricardo, me anima mucho saber, que en un futuro serás un buen paciente :)

      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Yo, realizando actialmente una actividad física moderada por razones que no vienen ahora al caso, SIEMPRE he hecho caso del profesional médico. Y punto. Es cierto como alguien ha dicho mas arriba, que un médico puede darte una orientación más acorde con tus intereses (siempre que sea compatible con la salud) que el primero que te diagnosticó. Pero la pura lógica te dice que si al correr te duele algo, debe parar y solucionar el problema, ya que si sigues no solo no lo vas a mejorar sino todo lo contrario.

    Sufrí fascitis plantar hace unos nueve años y estuve en el dique secó (en cuanto a correr) cerca de 11 meses, aunque al octavo mes volví al tatami porque sabéis que éste es blandito y el impacto es practicament mínimo.
    No fueron "semanas". Fueron meses. ¿se corrigió con plantilla? Afirmativo, pero con todo y con eso tuve que guardar reposo casi un año para asegurarme una completa recuperación y que de esta manera no iba a estar lesionado por el resto de mi vida. Tuve que oír todo tipo de chorradas de los "Molones" (doctores gorroño, los llamaría yo) que son los mismos que cuando haces reformas en tu casa opinan de todo y luego en la suya no hacen nada.

    En mayo/junio de este año acudí al traumatologo por leves dolores en la zona de la bursa de los dedos del pie. Los tenia algo inflamados aunque no llegaba el diagnostico a algo grave. He estado dos meses si correr y punto. Y otra vz tuve que aguantar los comentarios estúpidos de los listos de mi trabajo. De nuevo corro con normalidad.

    Correr es una pasión pero creó que poder hacer deporte en general es mas importante. Así que cuando he estad lesionado, he aprovechado para centrarme en otras zonas que los corredores solemos olvidar por pereza o por lo que sea (pesas moderadas, ejercicios de core abdominal, ejercicios de equilibrio para mejorar la postura).

    Mi conclusión, termino y prdonad por el rollo: España es un país de bares y se nota, plagado de listos que lo único que quieren es que les digan lo que quieren oír.
    Saludos.

    ResponderEliminar