martes, 17 de noviembre de 2015

XX Memorial Miguel Ángel Gómez Campuzano

Como viene siendo habitual, toca realizar la crónica en relación a esta magnífica carrera popular celebrada en la localidad de Mairena del Alcor. En la web del CAMAGC la han categorizado como "Rotundo Éxito" y desde MedRunning, no podemos más que reafirmarlo.

El evento memorial cumplió su vigésima edición. Dos décadas rindiendo homenaje al atleta local fallecido en un trágico accidente de moto. Dos décadas corriendo en esta preciosa prueba en el pueblo que lo vió nacer y dos décadas, donde el club y los maireneros juegan un papel primordial.


Celebrada el día 15 de Noviembre de 2015, tuvo un par de novedades que a mi gusto, me han parecido acertadas. Por un lado, la realización de la prueba de menores más temprano y una hora antes de la salida de la carrera popular. Con ello, se ha conseguido: un aumento de la participación, un aumento del público (atraído desde primera hora por los familiares de los pequeños) y una buenísima imagen del evento, mostrando al "futuro del atletismo".

Por otro lado, la realización de las pruebas infantiles y la llegada de la carrera popular en la nueva pista de atletismo que culminó su construcción en 2015. Pese a las críticas que he vertido sobre ellas (y que mantengo), el contexto y el espacio fomentaron un clima estupendo para los atletas. Pese a estar corriendo por "carril bici", la sensación de recorrer una pista de atletismo y de estar las gradas llenas de gente animando, es una absoluta maravilla.

Por último, destacar el cambio de recorrido del año anterior al presente. Si bien dos vueltas al mismo circuito no suele ser del agrado del "popular", el recorrido estuvo acompañado de público en todo momento, de gente animando, de mayor supervisión. Si a eso le sumamos la belleza (y dureza) del mismo, se convierte en un circuito perfecto para perpetuarse en esta prueba.

La salida fue espectacular, junto a la estatua de Miguel Ángel en el polideportivo que lleva su nombre. Previamente se guardó un minuto de silencio por las víctimas del atentado en Francia y tras el aplauso, el padre de Miguel Ángel dio la salida.


Los que estaban delante salieron escopetados, sin embargo el resto de corredores empezaron con un ritmo estable y progresivo entre otras cosas, por el trazado ascendente del recorrido. Con las primeras cuestas cercanas a la llegada de la plaza del Ayuntamiento, la gente empezó a intuir la dureza de la prueba y cuando llegaron a la residencia de mayores y vieron el gran desnivel junto al Castillo de la Luna, algunos creo que fliparon un poco.

Aún así la carrera fue la leche. Correr por una zona donde conoces cada piedra, cada bache, cada corriente de aire...es genial. El circuito pasaba prácticamente por la zona por la que suelo correr varias veces a la semana y está diseñado para ser "fácil de manejar".

El dispositivo montado en torno a la carrera fue excelente. Las zonas por donde pasábamos estaban perfectamente acotadas e incluso cerradas al tráfico, que en algunos lugares discurría en paralelo a los corredores pero separados por vallas y por voluntarios vigilando.

El paso por algunas de las principales calles de Mairena, incluyendo la plaza del Ayuntamiento y la Avenida Principal del pueblo, fue un gran acierto. No faltó público animando. Bien es cierto que para próximos años, recomendaría a los comercios locales realizar algún tipo de descuento o de promoción que atrajese a los maireneros a primera hora, y a los corredores después.

Con la campeona Guerrera Running Luzma :)
Los voluntarios también realizaron una buena labor. He de dar cierta "puntillita" al responsable del correo con las peticiones para ser voluntarios. Les mandé un correo y no tuvieron la "delicadeza" de respondérmelo. Probablemente hubiera terminado corriendo la prueba si o sí, pero creo que desde la Concejalía, podrían haberme respondido el correo (quiero pensar que no les llegó).

De todas formas, el trabajo de los elegidos fue magnífico como siempre. Además, otros clubes de atletismo/ciclismo e incluso varios monitores de actividades deportivas del pueblo, estuvieron echando un cable. Todo ello generó un evento perfectamente organizado.

Para finalizar, comentar que disfruté muchísimo con la entrada en las pistas de atletismo. A esas horas se había conglomerado una gran cantidad de gente tanto en las gradas como en los alrededores de la pista. Recorrer los últimos 300 metros por ella (aunque te destrocen las rodillas), fue un momento muy épico y muy bonito que espero volver a repetir en 2016.

Gracias por la foto Josep
Al terminar nos dieron nuestra bolsa del corredor que contenía: camiseta técnica con el logo del memorial (para los que lo hayan corrido anteriormente, saben cual es), una barrita energética, una pieza de fruta y algo más que no recuerdo. Una bolsa del corredor suficiente y adecuada.

Para terminar, darle las gracias al club de Atletismo mairenero por la camaradería y el buen rollo que siempre me transmiten cada vez que me cruzo con ellos. Darle las gracias a los voluntarios por su labor. A la Concejalía de Deportes por seguir apostando por el atletismo y por su historia local a través de este evento y a todos los participantes por venir a correr a Mairena.

Me alegró mucho volver a correr tras la Maratón de Murcia en mi pueblo. De encontrarme y pasar un ratito con Luzma, de ver a Josep con su familia que vino desde Alcalá para ver la prueba, a Cristian que hacía mucho que no le veía y me alegró mucho el saludarnos, etc. No se...me encanta correr en mairena y me encantan las populares que organizan.

Así que eso es todo corredores. Hasta aquí la crónica del XX Memorial. Espero que os haya gustado, que la compartáis con el resto de atletas para que vengan el año que viene y os dejo con el vídeo que realicé sobre el evento. Hasta la próxima entrada, queridos lectores:

1 comentario:

  1. ¡¡ Que alegria ver tu entrada en el blog y el video!! Te admiro mucho y fue un honor pasar esos momentos pre y post carrera contigo. Eres un campeon!

    ResponderEliminar